Con motivo de la gran incertidumbre y con el objetivo de compartir el conocimiento de nuestros expertos con el mundo, Thinking Heads recientemente lanzó un programa de webinars impartidos por referentes en distintos ámbitos. El primer invitado fue el economista y profesor de la Universidad de Alcalá, José Carlos Díez. En esta ocasión, el periodista y aventurero creador del mítico programa de televisión Al filo de lo imposible, Sebastián Álvaro, identificó las claves para la resistencia en situaciones de crisis, haciendo hincapié en el deber del optimismo.

A continuación, te detallamos las ideas principales y ponemos a tu disposición el vídeo completo de la conferencia.

Confinamiento

A pesar de la dificultad, Sebastián Álvaro recuerda que estamos haciendo lo que debemos hacer, que no es siempre lo que queremos hacer. Al aventurero le vienen a la memoria algunos de sus peores períodos de confinamiento, como en 1993, cuando enfrentó una feroz tormenta de siete días en la travesía del hielo patagónico sur, bajo el volcán Lautaro en Chile.

El aventurero

¿Qué es un aventurero? Un aventurero es la persona que acomete voluntariamente aventuras. ¿Y aventura? Es una empresa de resultado incierto y/o que entraña peligro. Durante más de 30 años, Sebastián Álvaro ha liderado equipos que acometían aventuras, empresas en las que se debe gestionar el riesgo y trabajar con incertidumbre durante largos períodos de tiempo y en muchas ocasiones, en confinamiento.

Gestión del riesgo

Desde que nacemos tenemos que gestionar el riesgo. Con cierta ironía recupera la siguiente frase del político estadounidense Benjamin Franklin: “La única seguridad en la vida es que vamos a morir y que tenemos que pagar impuesto”. La gestión del riesgo es un aprendizaje, donde debe primar la inteligencia.

Riesgo vs peligro

Peligro es todo aquello que nos puede hacer daño, riesgo es la posibilidad de que ese peligro se materialice. Respecto a si la prudencia es más necesaria que la astucia, Sebastián Álvaro opina que ha sido una mezcla de ambas nos ha permitido evolucionar.

La gran historia de Ernest Shackleton

Una de las historias que más ha marcado a Sebastián Álvaro es la de la expedición polar de Ernest Shackleton en 1914, que tenía como objetivo atravesar la Antártida de punta a punta. A bordo de un barco llamado Endurance (Resistencia) acometieron la aventura. No sin razón el lema de la familia Shackleton es “resistir es vencer”. “Y además hay que ser condenadamente optimista” añadía el propio Shackleton. El barco quedó atrapado en el hielo, y sin ayuda y a más de 15.000 kilómetros de casa, este fue finalmente destruido por la presión del hielo y se hundió. En ese momento crítico, el líder Shackleton sacó lo mejor de sí mismo. Su liderazgo se caracterizó principalmente por su capacidad para mantener la calma y dar ejemplo.

La travesía duraría aún más de un año y medio, con 17 meses a la deriva. Sebastián Álvaro recupera la figura de Ernest Shackleton como símbolo de la resiliencia, de la resistencia y de liderazgo. Algunas de las claves del éxito de esta expedición que pudo acabar en tragedia fue la unión de los miembros que participaron en ella, y la claridad con la que el líder se dirigía a ellos.

La principal lección que Sebastián Álvaro ha extraído de esta historia y de sus expediciones es que “incluso en los momentos más terribles hay lugar para la esperanza”, y que cualquier persona por normal, en momentos excepcionales, puede hacer cosas imposibles.

Crisis actual

Sebastián Álvaro se muestra optimista, y considera que esta crisis cambiará a la sociedad de manera positiva, dándole mayor importancia a actos cotidianos como quedar con amigos, ir al cine...

Consejos de optimismo vital

Para mantener el optimismo vital que le caracteriza, Sebastián destaca la importancia del carácter, no domesticable. Además, añade la importancia de ser optimista, que te hace más trabajador, y por tanto, aumenta las posibilidades de éxito. Matiza que no basta solo con optimismo, sino que este debe estar supeditado siempre a la inteligencia.

Por último, un alegato en defensa de la naturaleza: “Caminar por la naturaleza es bueno no solo físicamente sino para el alma y la cabeza. Las montañas son los últimos lugares compasivos”.

Puedes ver aquí la grabación del webinar.

contacto-thinking-heads